RELACIÓN SOSTENIBILIDAD VERSUS RENTABILIDAD EN RESTAURANTES

En la relación de sostenibilidad versus rentabilidad en restaurantes existen cada vez más estudios que demuestran que los restaurantes sostenibles son rentables. Los beneficios para una empresa de restauración que se rija por criterios de sostenibilidad derivan del reconocimiento social del esfuerzo que realiza en contribuir a objetivos económicos y sociales que nos afectan a todos.

Además una gestión adecuada de los residuos, por ejemplo, ayuda a reducir la llamada ‘huella de carbono’, pero también mejora los consumos energéticos de la empresa. Mejor para el local, mejor para el entorno.

Según un estudio de la Federación Española de Hostelería y Restauración (FEHR) una mala gestión de los desperdicios, por ejemplo, no está ligada estrictamente a los criterios de sostenibilidad, pero sí tiene mucha relación. Los restaurantes que quieran sobrevivir, y más en el contexto económico que atravesamos, deberán controlar su política de suministros, compras, ‘menú engineering’, gestión correcta del inventario, gestión correcta y formación continua del personal y tratamiento de residuos, lo que finalmente repercute en las políticas globales de desarrollo sostenible, a todos los niveles.

La presencia de la restauración sostenible es ya notable especialmente en los países del Norte de Europa. En España la tendencia se está iniciando y se está reconociendo la necesidad de la sostenibilidad como medio para la gestión de nuestros recursos y preservación de nuestro entorno.

Sin llegar a detallar el factor social, económico, de eficiencia y factor institucional, a grandes rasgos, las  prácticas de un  restaurante sostenible son, entre otras muchas:

-Construcción y equipamiento del local basados en eficiencia energética.

-Recogida y aprovechamiento del agua de lluvia.

-Elección alimentos de proximidad, de carácter ecológico.

-Selección y reciclaje de los residuos.

-Uso de consumibles biodegradables.

-Comunicación y sensibilización del personal y de los comensales.

-Uso de cartas de menú donde se incluya información sobre la procedencia de los productos.

-Selección de proveedores cercanos que ofrezcan productos de calidad.

-Compromiso con una dieta sana.

-Respeto por la estacionalidad de los alimentos.

Seguiremos atentos a la evolución !! Os dejamos un video Food REvolution